viernes, 15 de abril de 2011

¿Qué es un huracán?



Click en la imagen para agrandar

Los huracanes son gigantes, la espiral de las tormentas tropicales que se pueden empaquetar las velocidades del viento de más de 160 millas (257 kilómetros) por hora y desatar más de 2,4 billones de galones (9 billones de litros) de lluvia al día.
Estas mismas tormentas tropicales son conocidos como ciclones en el norte del Océano Indico y la Bahía de Bengala, y como los tifones en el Océano Pacífico occidental.
Los huracanes comienzan como perturbaciones tropicales en las aguas oceánicas cálidas con temperaturas de la superficie de al menos 80 grados Fahrenheit (26,5 grados Celsius). Estos sistemas de baja presión son alimentados por la energía de los mares cálidos. 


Estructura de un huracán
Contrario a lo que pueda aparentar en los mapas climáticos, un huracán es más que un punto en un mapa, y su curso es más que una línea. 
Es un sistema grande que puede afectar una amplia zona, requiriendo que se tomen precauciones aún lejos de donde se predice que afectará.

Las partes principales de un huracán son las bandas nubosas en forma de espiral alrededor de su centro. El ojo es un sector de bastante calma, poca nubosidad y, aproximadamente de 30 a 65 Km de diámetro. La pared del ojo está compuesta de nubes densas; en esta región se localizan los vientos más intensos del huracán.

Las bandas en forma de espiral con fuerte actividad lluviosa convergen hacia el centro del huracán de manera anti-horaria. 
En los niveles altos de la atmósfera, el viento circula en forma horaria (anticiclónico), contrario a como lo hace en los niveles bajos. El aire desciende en el centro del huracán dando lugar al ojo del mismo.

En la densa pared de nubes que rodea el ojo se localizan los vientos más fuertes del huracán.

En los niveles bajos se da la confluencia de viento que rota antihorariamente (ciclónico) y, por el contrario, en los niveles altos, en donde se da la salida del sistema, los vientos circulan horaria mente (anticiclónico). 
En el gráfico superior, se observan las bandas de lluvia y una corriente de aire descendente en el centro del sistema,
lugar en donde se forma el ojo del huracán.
Cambios en la estructura del ojo y de la pared del ojo pueden causar cambios en la velocidad del viento del huracán.
El ojo puede cambiar de tamaño a medida que el huracán recorre las aguas oceánicas.

Las bandas de lluvia exteriores al huracán a menudo tienen vientos con fuerza de huracán o tormenta, pueden extenderse algunos cientos de kilómetros del centro y tienen un ancho de algunos kilómetros hasta 145 kilómetros y varían entre 80 y 480 kilómetros de largo.
El tamaño típico (diámetro) de un huracán es de 480 kilómetros de ancho, aunque este valor puede variar considerablemente.
 El tamaño NO es un indicador, necesariamente, de la intensidad del huracán.








Finnegans Wake, nueva traducción 2021.

Hola a todos,por motivos personales deje de actualizar aquí, pero estoy reactivando por partes este blog nuevamente. En esta entrada les pre...